y MOTOS

 

¿Porque tener una moto?

“La moto es como una mujer, no hay que enfadarla. No es un trozo de hierro, tiene alma porque una cosa tan bella no puede carecer de alma.”

Valentino Rossi, Campeón de motociclismo

Correr una moto es una de las cosas más divertidas que hay en este mundo, solo comparable al sexo, no por algo se juntan chicas y motos como parte de los placeres del hombre.

Nada como sentir el viento golpeando tu rostro.

El asfalto bajo tus pies.

Tomar las curvas de la carretera temerariamente, inclinando tu caballo de hierro.

Rebasar los vehículos que pasan a tu lado.

Sentir los brazos de una chica alrededor de tu cintura.

Sentir la adrenalina acelerar su corazón.

La envidia de los automovilistas aflorando en sus ojos.

La furia de los mismos mientras los rebasas en el más terrible tráfico.

Una moto además te proporciona múltiples ventajas, rapidez, agilidad, potencia, frescura, diversión, estatus.

En la actualidad la venta de motos está aumentando de manera explosiva, y cada vez hay más usuarios de las mismas, desde jóvenes hasta ejecutivos que buscan una manera más eficiente y diferente de llegar a su trabajo.

Mujeres de todas edades e incluso abuelitas, las motos son para todos, y las hay de muchos tipos, agilizan los viajes, especialmente en la ciudad, ahorran combustible, y te darán horas de satisfacción.

Algunas de las razones por las que deberías tener una.

*.- Ahorro de tiempo

El tiempo es dinero, y una moto te permite ahorrar tiempo y con ello dinero, se saca más fácilmente del garaje que un auto, se enciende mucho más rápido, se calienta más rápido, y se arranca más rápido, por todo ello, una moto es muy recomendable como sistema de transporte efectivo, claro que lo mejor para mantenerla en óptimas condiciones es calentarla unos minutos antes de andar en ella, al igual que cualquier otro vehículo de combustión interna, durante la noche o el tiempo de reposo, el aceite baja y los metales se ven expuestos a un desgaste mucho mayor, al contrario de lo que piensa mucha gente, no es como una televisión de bulbos, es cuestión de física, acelerar un motor cualquiera al que aún no le ha subido completamente el aceite es someterlo a un desgaste excesivo y temprano, aun así, un arranque rápido en una situación que lo amerita es mucho más rápida y explosiva que en un auto.

*.- Te ves rudo, y te haces rudo

En una moto siempre te ves más rudo, y de hecho te hace ser más rudo, si tienes algún altercado con los automovilistas, normalmente tendrás que solucionarlo a golpes, si sufre alguna avería, tendrás que arreglártelas tu solo, nada de cerrar el carro y esperar la grúa, ¡no! la arrastras y de ser posible la reparas tú mismo, si llueve tendrás que mojarte y soportar la humedad que te empapa hasta los huesos, si hace frío este se multiplicará por 10, sobre todo en las mañanas, en resumen, una moto te forja el carácter y te convierte en gladiador del asfalto.

*.- Ahorra gasolina

Ahora que el combustible está disminuyendo su disponibilidad a nivel mundial y su costo aumenta, el ahorro de gasolina es muy importante, por supuesto, una moto de pista gastará mucha más gasolina que una moto más sencilla, pero de todos modos, comparada con un vehículo, una moto ahorra mucha gasolina.

*.- Para una moto no existe el tráfico

Adiós a la marcha a vuelta de rueda, en la moto para ti el tráfico simplemente no existirá, podrás sortear el intenso tránsito ante la furiosa y envidiosa mirada de los automovilistas desesperados por llegar a tiempo al trabajo.

Alardea sobre tu moto

Una Pregunta que nunca nos hacen es: ¿Ya llegamos?”

“Las motos no pierden aceite, marcan su territorio.”

“La mejor forma de ver una tormenta es a través de tu espejo retrovisor.”

Historias de las marcas de motos